15 de julio de 2014

El diseño de la oficina, oportunidad para mejorar el branding

Cuando hablamos de branding, ya sea personal o corporativo, generalmente lo primero que se nos viene a la cabeza es hablar de imagen de marca en cuanto a logotipo, nombre, símbolo y/o color se refiere. Pues, lo cierto es que todos estos elementos ayudan a comunicar los valores, la razón de ser de la marca o empresa y el mensaje que se quiere transmitir. Sin embargo, existen otros factores u oportunidades (como a mí me gusta llamarlas) para trabajar el branding corporativo. Una de ellas es el diseño de la oficina.

El objeto principal de branding empresarial es crear marca, diferenciarse de los demás, ocupar un lugar en la mente del público y, finalmente, consolidar la marca. Para conseguir dicho objetivo se necesita llegar a cabo una estrategia bien definida para comunicar efectivamente lo que es la marca y los valores que la definen. Y, ¿Cómo se consigue? Principalmente, cuidando cada detalle y teniendo claro que somos, que es lo que queremos comunicar y cómo lo vamos a hacer. Como hemos comentado anteriormente, solemos pensar en logotipo, nombre, tipografía, color, símbolo, etc… Luego, probablemente lo que nos viene a la cabeza es crear publicidad para llegar a más público y transmitir los valores, la misión y/o la razón de ser de nuestra empresa. Efectivamente todo ello es correcto. Y, con una buena estrategia, está comprobado que funciona. Pero, ¿Qué más podemos hacer?

Existe una herramienta o “oportunidad” que puede ayudarnos a mejorar la imagen de marca y trabajar de forma más eficaz nuestra estrategia de branding empresarial: el diseño de nuestra oficina o lugar de trabajo. Durante años atrás, este factor no se tenía demasiado en cuenta o no se creía lo suficiente en su poder para potenciar la imagen de la marca. No obstante, esta tendencia está cambiando y cada vez son más las empresas que empiezan a apostar fuerte por ello. Un claro ejemplo de ello son las oficinas de Google, en las que se cuida hasta el más mínimo detalle para que el lugar de trabajo transmita los valores de la empresa. Así pues, es común ver salas de descanso, zonas diferentes, tabiques movibles e incluso toboganes, entre otros, para crear el ambiente más adecuado para las diferentes necesidades que puedan tener los empleados como los visitantes.

Diseño oficinas google


Y, ¿Qué se consigue con todo ello? ¡Mucho! Claro está que con energía positiva todo fluye mejor y que con un lugar agradable, luminoso y espacioso es más fácil trabajar y desarrollar el lado más creativo de cada uno. Además, con un diseño cuidado se consigue que los trabajadores se sientan más cómodos, sean considerablemente más productivos y se conviertan en los más defensores más fieles de la marca y sus valores. Pero no todo acaba ahí, se ha demostrado que las relaciones con los clientes mejoran notablemente cuando se consigue que el cliente ya se sienta cómodo y tenga buenas sensaciones con lo que le trasmite el diseño desde el mismo instante en que entra por la puerta de nuestra oficina.

Después de todo lo anterior, se puede decir y afirmar que el retorno de la inversión en el diseño de oficina en función de los valores de la misma es muy elevado: mejora la comunicación, motiva a los empleados y mejora la relación con los clientes, entre otras.

Por todo ello, creo firmemente en el poder que tiene esta herramienta, u oportunidad, para mejorar la estrategia de branding para nuestra marca. ¿Qué opinas? ¿Estás de acuerdo con la importancia del diseño de oficinas? 

Espero que el post os haya resultado interesante. Os dejo algunas imágenes más de las diversas oficinas de Google. Nos leemos pronto. ¡Saludos!   

diseño oficinas google

Diseño oficinas google


Diseño oficinas google

Diseño oficinas Google